Buscar

Ecuador en incertidumbre y en picada y en caída tal como la aprobación y credibilidad del Presidente

Revisando el debate presidencial entre Andrés Arauz y el entonces candidato Guillermo Lasso dado el 2021, no deja de sorprenderme que Andrés Arauz le haya preguntado: “si buscaban la privatización tapiñada del sistema de salud público” Y hoy como ciudadano constatar que el gobierno tiene un proyecto en marcha de suministro de las medicinas a través de cadenas de farmacias privadas fuera del hospital.

Así también para complementar la lectura de la situación actual del país escuché la entrevista dada por Jaime Nebot al medio digital La Posta -a propósito del rompimiento del acuerdo que según el señor Jaime Nebot fue una propuesta de Guillermo Lasso- donde indicó que el mencionado había dicho a Rafael Correa “Yo estoy aquí no para saciar el odio de pocos, sino para saciar el hambre de muchos” Jaime Nebot citando a Guillermo Lasso. Luego el ex Alcalde prosigue con una interpretación a lo ocurrido, “con lo que acaba de hacer hizo lo contrario” -refiriéndose al rompimiento del acuerdo como presidente electo de la Republica y la pérdida de credibilidad de su palabra (…) y vivió al odio de pocos y perjudicó la posibilidad que el hambre de muchos deje de ser una realidad”


Luego en la noche de este domingo 20 de marzo, hacer de televidente de 25 horas con Andrés Carrión y escuchar en líneas generales un panorama de incertidumbre dado por los panelistas y testificar decir como asesoría u opinión “el señor Presidente debe disolver la Asamblea” -así también oír- “Hay que volver a la constitución del 98 y para ello plantear una consulta donde se pregunte ¿quiere volver a la constitución del 98? -Según el analista- porque esa constitución es democrática y permite añadirle fácilmente otros artículos como por ejemplo que dos hombres se casen. Mientras lo escuchaba me acordaba de la entrevista a Jaime Nebot que he citado, -en la que dijo- todos ellos le tienen pavor al señor Correa y por eso todo ese pavor se ha trasmitido en una forma de odio en la que yo no creo. Yo no odio…yo soy objetivo, yo creo que cuando usted odia, cuando usted tiene miedo al igual que cuando es soberbio (…) usted trastoca su pensamiento, trastoca la realidad” Nebot, 2021.


Y parecería que tanto Andrés Arauz como el señor Jaime Nebot sus palabras han sido premonitorias, esclarecedoras y más aún sumadas a la encuesta leída por Jaime Nebot en entrevista con AER donde indicó que la pregunta ¿Considera que el país va por el camino correcto? Apenas el 12% consideraba que sí y 78 % considera que No. Ahora bien, tenemos un Presidente sin capital político, sin acuerdo formal de gobernabilidad con su aliado natural ideológico, con perdida en picada de la credibilidad y de aprobación a su gestión por parte del Ecuador en general; con su plan de gobierno incumplido, con sectores como los maestros, médicos del sistema de salud público que han expresado su inconformidad al ejecutivo; con informe desfavorable de la CIDH por la crisis del sistema de reclusión y a ello se suma la resistencia a sus proyectos de ley, como es el caso de la denominada Ley de Inversiones, donde voces de la ID que han votado a favor de otras propuestas enviadas por el ejecutivo les preocupa que esta afecte al patrimonio de los ecuatorianos como es los sectores estratégicos eléctricos, en fin, todo puede pasar, pero mientras tanto el país está en cómo barco a la deriva con capitán de otro barco y no del Estado.